What I’ve Donde y libertad de expresión

What I’ve Donde y libertad de expresión

Hace ya algo más de un mes que Linkin Park sacaron su esperadísimo (por parte de muchos) nuevo disco, titulado “Minutes…


Hace ya algo más de un mes que Linkin Park sacaron su esperadísimo (por parte de muchos) nuevo disco, titulado “Minutes To Midnight”y con el primer single como es lógico sacaron su respectivo video. Y como en ocasiones suele pasar, empezó la polémica.

En el videoclip del primer sencillo, “What I’ve Done” se ve a la banda tocando como en un desierto mientras, a lo largo de lo que dura la canción, se ven imágenes de catástrofes civiles; las guerras que el propio Hombre ha creado, la destrucción, en definitiva todo lo que el Hombre “ha hecho” (have done).

Y con el viedoclip llegó la polémica. Y la censura. ¿Cómo es posible que aún hoy en día haya paises en los que exista la censura? ¿Y más en EEUU donde la pintan del país de las oportunidades, de la libertad y luego se indignan por chorradas?

Como por ejemplo en aquella actuación de Janet Jackson y Justin Timberlake en la que al final de la actuacón Justin dejó al descubierto uno de los pechos de Janet… Les censuraron a ambos aunque encima, y si no recuerdo mal, la que tuvo que tragarse el marrón más grande fue la propia Janet. Y después, esos mismos que les censuran y ponen el grito en el cielo afirman que estarían dispuestos a pagar para ver por televisión una ejecución en directo. Sin comentarios.

Y es que América, la tierra de las oportunidades, el país de las libertades tiene esta doble moral. Por un lado se indignan por memeces como que a una se le vea una teta y por otra pagarían por ver cómo matan a una persona (por muy asesino que haya sido, si lo ejecutas te vuelves en asesino tú también).

¿Qué tiene de malo el que los Linkin hagan un poco de memoria histórica? Hay que recordar los grandes errores de la humanidad, para no volver a cometerlos, aunque ya sea difícil enmendarlos, recordar a la gente que murió en vano por las malas decisiones de algunos o por las fanáticas decisiones de otros, los que murieron por el fanatismo de unos que pensaban que hacían lo correcto, o simplemente para que no murieran en vano, para que sepan que siempre habrá alguien que los recuerde aunque ya no estén entre nosotros.

Ya sean los Linkin Park, o un grupo de mi barrio, no entiendo por qué tanto escándalo porque quieran refrescarnos un poco la memoria… Aunque, bien pensado, también podría ser sólo una táctica para vender más… ¿No?

Comentarios desactivados